martes, 21 de octubre de 2014

Los medios de comunicación y los partidos


Esta tarde hemos conocido la noticia de que el juez de la Audiencia Nacional Pablo Ruz ha citado como imputado al ex-secretario general del PP, Angel Acebes, por el caso Bárcenas, al haber acusado éste de comprar acciones de Libertad Digital con dinero de la Caja B del PP. Según el ex-tesorero, se compraron acciones de este medio de comunicación, que dirige Federico Jiménez Losantos, a petición de Alberto Recarte, ex-presidente de la empresa editora y uno de los destacados ideólogos del adalid de los digitales "liberales". El juez sospecha que el ministro del interior con Aznar durante los atentados del 11M (aquel que extendió la idea de que había sido ETA la autora del atentado, cosa que han venido manteniendo desde la web de Losantos desde entonces, a pesar de las evidencias y los juicios posteriores) pudo ordenar o consentir la compra de acciones con dinero negro del PP. Una prueba de la manipulación de los medios por parte de los partidos políticos, en beneficio propio.


Casualmente, al colocar esta noticia en mi muro de Facebook, hoy mismo ha aceptado mi petición de amistad el periodista Raúl del Pozo. Y se ha estrenado publicando en mi muro un enlace de otro periodista con un vídeo donde se ve a Antonio Miguel Carmona decir que él ha colocado a periodistas afines en algunos medios, como La Sexta. Dicen que es el vídeo que este diputado socialista madrileño quisiera censurar. Otra muestra de manipulación de los medios por parte de los partidos políticos. 


Parece que hemos descubierto América... más de cinco siglos después de que Cristóbal Colón pusiese sus pies en el archipiélago caribeño, en el nuevo mundo. Agentes de partido, de diferentes partidos, los hay en los diversos medios de comunicación, desde antaño. Recordemos el paso de Marhuenda, el director de La Razón, por el ministerio que dirigió el mismo Mariano Rajoy, quien le llegó a condecorar.


Raúl del Pozo es un periodista de esos que llaman de raza, con vocación y larga trayectoria. Y premios. Participó en varios medios antes de convertirse en uno de los puntales preferidos de opinión de los periódicos de la derecha. Llegó a formar parte de la redacción de Mundo Obrero, el órgano de expresión del PCE. Periodismo orgánico sin complejos. Y creo que participó en otros medios, como el semanario La Calle, que impulsó el millonario mecenas del partido en tiempos de Santiago Carrillo, Teodulfo Lagunero. Alguien me dijo que usaba el seudónimo de Raúl Júcar, aunque no he podido comprobarlo (supongo que me lo aclarará). En aquellos tiempos (1978-1982) yo también estaba en las juventudes comunistas y luego en el PCE. Y, por supuesto, era para la organización fundamental tener medios de comunicación al servicio de la propagación de la ideología y políticas comunistas. Así como tener "infiltrados" en los medios, digamos, "normales" de información. Todos lo hacían o lo intentaban.


Así que, repito, no descubrimos América hablando de la manipulación de la prensa por parte de los partidos políticos. Algo que siempre se ha considerado "normal", aunque los periodistas siempre hayan presumido de "independientes". Claro que si esa infiltración, apoyo o influencia en los medios, se hacen con procedimientos y recursos ilegales, como los que denuncia el propio tesorero y gerente del PP durante muchos años, ya estamos hablando de otra cosa, mucho más grave. De lo maquiavélico, pasamos a lo inmoral, y hasta lo posiblemente delictivo. ¿Por qué no me sorprende?